El Levante puede olvidarse de Sasa Lukic

Ha sido uno de los grandes desaprovechados de la temporada del Levante. El serbio, Sasa Lukic, no debutó en Liga con la camiseta granota hasta la jornada 16 contra el Sevilla en el Sánchez Pizjuán. Ahora, viendo su rendimiento en la recta final del campeonato, parece claro que podría haber tenido mucho más protagonismo. 

El Torino, propietario del futbolista, ya ha manifestado que no tiene la menor intención de volver a desprenderse de él y que cuenta para la próxima temporada. El propio Lukic tiene claro convencimiento de que puede ser importante en la Serie A de la mano del entrenador Walter Mazzarri.

Tito tenía plena confianza en el centrocampista pero Muñiz no le daba bola, unas veces por la eterna adapción, el idioma (algo bastante raro ya que Sasa habla italiano) y otras por regresar con problemas físicos después de participar con su selección. Incluso se llegó a especular con una salida de Sasa en el mercado invernal, después de unas declaraciones suyas en las que manifestaba su descontento por no estar jugando, algo lógico por otra parte.

En cualquier caso, se ha visto que Lukic podría haber tenido muchos más minutos de los que ha tenido. A día de hoy ha disputado 815 repartidos en 14 partidos de Liga. Seguramente dentro de unos años hablaremos de él como el gran desaprovechado de la temporada cuando triunfe en otra parte y lamentaremos como un jugador de su calidad y elegancia no dio más de sí con la camiseta granota.

Tito, secretario técnico del Levante, ya afirmó cuando las jornadas avanzaban y Lukic seguía en el ostracismo que se trataba de un gran jugador y que ningún internacional por Serbia podía ser malo. Tenía toda la razón. El año que viene lo disfrutarán otros, una pena.

0

Ahora es el turno de Coke

Tras anunciar oficialmente las renovaciones del Comandante Morales y Jefferson Lerma unida a la del mister, Paco López, el Levante UD ha empezado a asentar claramente las bases de la próxima temporada 2018-19 atando a sus pilares. Por eso sin duda, ahora es el turno de Coke. El madrileño llegó cedido en diciembre del Schalke 04 y no tardó en ganarse a la grada, a sus compañeros, a la prensa  y a todo el club en general. Un capitán sin brazalete que en tan sólo cinco meses ha dado la sensación que venía de jugar por todas las categorías del Levante.

Un futbolista que debe formar parte de esa base ya consolidada de un conjunto que ha demostrado en el tramo final de temporada de la mano de Paco López, que puede dar mucha guerra y alegrías a la grada del Ciutat de Valencia. Y para ello, se antoja capital retener por lo civil y por lo criminal a un futbolista que si se queda está destinado a ser uno de los capitanes. Pocos dudan que su empuje, su juego, sus goles y su actitud cuando las cosas iban mal, han sido vitales para conseguir una salvación muy dulce al final.

Coke se encuentra totalmente integrado en el club y en la ciudad, es un tipo feliz. No lo ha negado ni lo ha escondido, le gustaría quedarse. El Levante lo quiere, y viendo los esfuerzos que ha hecho por renovar a sus dos jugadores franquicia, parece que también está dispuesto a hacerlo por el futbolista madrileño. El Schalke 04 jugará el año que viene la Champions y parece que el lateral no entra en sus planes. Por lo tanto, parece que aquí todas las partes están muy posicionadas para entenderse. Esperemos que esto ocurra y disfrutemos unos cuantos años más de Coke Andujar, un futbolista que se ha ganado a todo el mundo y no es para menos.

0

¿Realmente merece Morales una oportunidad en la Selección?

Lo que comenzó como una exageración o incluso una broma comienza a tener algo de fundamento si analizamos el estado de forma de El Comandante en las últimas jornadas de campeonato. Es más, como ya contamos en VAMOSMILEVANTE.COM, con los números en mano, no parece descabellado que el capitán granota merezca una oportunidad en La Roja.

No es oro todo lo que reluce y jugadores con mucho nombre, no sólo españoles, que han costado mucho dinero a sus respectivos equipos y tienen unos salarios altísimos, están rindiendo por debajo de jugadores como Morales. El ’11’ granota suma 9 goles y 6 asistencias, es decir, ha participado en 15 goles en esta Liga. Únicamente Oyarzábal, jugador de la Real que tampoco cuenta en las quinielas del Mundial, ha sido capaz de superarle como jugador de banda más decisivo hasta el momento con 11 goles y 5 asistencias (interviene en 16 tantos de su equipo).

Por supuesto, estos números están muy por encima de jugadores que habitualmente cuentan para Julen Lopetegui como Vitolo, que está teniendo una temporada más que discreta entre la UD Las Palmas y ahora en el Atlético de Madrid. De hecho, uno de los que todo el mundo considera fijo en la Selección, Lucas Vázquez (que está haciendo una temporada muy buena), ha logrado 4 goles y 7 asistencias, nuevamente por debajo de Morales y en un equipo donde es bastante más sencillo anotar como es el Real Madrid. Una de las virtudes del jugador madridista es su polivalencia (puede actuar como extremo pero también como lateral), algo en lo que Morales no se queda corto ya que de todos es sabido que puede actuar como lateral y extremo en ambas bandas e incluso como delantero.

Con esto no quiero decir que Morales deba ir al Mundial, precisamente España es una de las potencias y una de las máximas favoritas, pero conviene plantearse el asunto de una forma seria ya que muchas veces parece que se menosprecia a un jugador por el mero hecho de jugar en el Levante y creo que, por méritos y con los números en la mano, no sería ninguna locura que El Comandante recibiera la recompensa a su trabajo y fuera convocado por Lopetegui. Parece complicado, eso sí, ya que no es habitual convocar a un jugador que no ha debutado con la selección absoluta directamente para un Mundial.

Hemos de recordar que un único jugador ha logrado vestir la camiseta de España siendo jugador granota, fue Ernesto Domínguez el 1 de diciembre de 1963 en el estadio de Mestalla en un partido que enfrentó al combinado español contra Bélgica.

0

Léo Baptistao, contigo empezó todo

Domingo 4 de marzo de 2018, alrededor de las 15 h, en una mañana nublada con algo de llovizna en los albores de la primavera en Valencia. El Levante empata a 1 con un Espanyol que marca la igualada pasando de la hora. Una grada abatida y un entrenador sin capacidad ni ideas sentenciado. En ese momento nadie lo sabía, ni el propio protagonista, pero a esa hora de ese día, Léo Baptistao a pesar de ser jugador del rival, estaba marcando el primer gol de la permanencia del Levante y el inicio de una de las mejores rachas del club en Primera.

Gracias ese empate sobre la bocina del brasileño, se iban a precipitar los acontecimientos y el club granota iba a cesar a Muñiz, que en esos momentos tenía al equipo muerto y con un solo punto por encima del descenso. El resto es historia. La llegada de Paco López, sus 7 victorias en 9 partidos, los 22 puntos de 27 y muchos momentos de buen fútbol de un equipo que se ha desatado con el de Silla y que ha demostrado que habían buenos jugadores y que en el Levante, también se puede jugar bien al fútbol.

Un López que ya ha sido renovado por el club como primer entrenador (no podía ser de otra manera) y en el que hay puestas muchas esperanzas por su valentía y forma de ver el fútbol. Léo  Baptistao no lo sabía, pero estaba haciendo historia y es que contigo empezó todo.

0

Pedro López, un currante silencioso camino a la historia del Levante

Finales de mayo de 2015. El Levante, que se había salvado una semana antes pese a perder frente al Depor en Riazor, afronta un intranscendente partido ante el Elche. Era la última jornada de Liga y entre otras cosas, el cuadro de Orriols estrenaba la camiseta que iba a llevar la temporada que viene. Decimos entre otras cosas porque ese día dio la impresión que ocurría otra cosa. Lucas Alcaraz, entrenador en ese momento puso a Pedro López de titular tras haberlo mantenido en el ostracismo para cambiarlo después y que recibiera una sonora ovación. El de Torrent que llegó al Levante en 2011 parecía que estaba recibiendo la despedida por sus servicios a la causa granota. Nada más lejos de la realidad.

‘Pedrolo’ no sólo no salió del Levante ese verano sino que tras la salida de Alcaraz meses después y la llegada de Rubi, volvió a contar minutos hasta hoy. Fue pieza clave e indiscutible en el ascenso donde realizó una temporada espectacular, y ha sido de gran ayuda rindiendo a muy bien nivel en el tramo final de la temporada que ha dado la salvación. El lateral de Torrent ha rayado a gran nivel y como todo hace indicar, el capitán del Levante continuará ligado al club hasta al menos 2019.

Criado en la cantera de los vecinos, jugó en el Racing de Santander y en el Valladolid desde donde llegó al Levante en 2011. Desde entonces Pedro las ha vivido de todos los colores con la camiseta azulgrana. Clasificación para Europa, victorias míticas ante rivales como el Olympiakos en competición europea, permanencias y un ascenso para un jugador que siempre lo ha dado todo con mayor o menor acierto desde que llegó y que menos con Lucas Alcaraz, ha jugado bastante con todos los entrenadores que han pasado por el club.

Si como todo parece indicar, es renovado, Pedro López cumplirá su octava temporada en el club por lo que en silencio y sin hacer mucho ruido, se convertirá en uno de los jugadores que más años ha jugado con la camiseta azulgrana. Un premio para un currante del fútbol que se ha ganado con su trabajo seguir como capitán de la nave granota.

0

Jason ¿sí o no?

Mucho se viene hablando desde que empezó la temporada de la situación de Jason en el Levante. El gallego que llegó al club cuando era tan solo un juvenil, fue descartado de la cantera del Deportivo de la Coruña por bajito. Tras pasar por el División de Honor granota, el filial, encadenar varias cesiones a Villarreal B y Albacete, y haber debutado en 2013 de la mano de Caparrós con apenas 19 años, llegó su oportunidad en el Levante del ascenso 2016-17, en el que cuajó la temporada de su vida. Sin embargo durante este año ha acabado entre ceja y ceja para el aficionado granota.

Su no renovación (acaba contrato en 2019), su salario (es de los peores pagados de la plantilla) y la mala relación de sus representantes (los mismos que los de Camarasa) con la directiva, unidos a una presunta apatía del jugador por momentos durante la temporada, han provocado que uno de los héroes del ascenso y uno de los futbolistas con más futuro de la plantilla, haya acabado siendo prescindible y casi repudiado por algunos de los aficionados que visitan el estadio Ciutat de Valencia cada quince días.

Posiblemente no hemos visto al Jason del año pasado, la categoría y los rivales tampoco eran los mismos. Seguramente su cara de permanente enfado desde que empezó la temporada no ha ayudado pero también es cierto que durante el bache de 15 partidos sin ganar que el equipo sufrió con Muñiz, tampoco fue el peor del equipo. Con tan solo 23 años (cumplirá 24 en julio), es un jugador de un inmenso potencial y futuro, aunque éste último parece lejos del Levante. Por eso nos hace plantearnos la duda Jason ¿sí o no?, posiblemente cuando lo veamos triunfando en otro equipo nos acordemos de él.

0

Muñiz, el hombre tranquilo que se puso nervioso

Con la permanencia del Levante UD una temporada más en Primera División garantizada, hay cosas que me gustaría aclarar para, de una vez por todas, poder zanjar y recordarlas como una anécdota más en la vida. Vaya por delante mi más absoluto respeto hacia el que fuera técnico granota la temporada pasada en Segunda División, en la que se logró el ascenso con una superioridad insultante y que dejó de serlo a lo largo de la temporada 2017-2018 después de una muy mala racha de resultados, Juan Ramón López Muñiz. 

Un servidor comenzó a seguir de forma diaria todos y cada uno de los entrenamientos del equipo desde septiembre hasta febrero, ambos inclusive. A lo largo de esos 6 meses, trabajando para SINTREGUA.ES, siempre traté de ser lo más veraz y contar todo lo que ocurría en el trabajo diario. Se contaba todo, lo bueno y lo menos bueno. De hecho, siempre que algo se criticaba se hacía porque lo que se quería era el bien del Levante UD por encima de todo, algo que no hace falta decir, por lo menos para la gente que me conoce.

Durante esos meses vi trabajar a Muñiz, o como yo le llamaba, ‘el hombre tranquilo’. Fueron muchos los entrenamientos que lo observé y nunca le vi levantar la voz, abroncar a ningún jugador y siempre fue fiel a sus ideas, de hecho, fue con ellas hasta el final. Aunque el comienzo del equipo no pudo ser mejor, poco a poco se entró en un bache muy grande (1 victoria en 21 partidos) que hacían presagiar un  nuevo descenso de categoría si no se tomaban medidas.

El nerviosismo se palpaba en el ambiente y después de una nueva derrota en casa contra el Real Betis acudí, como cada día, a un nuevo entrenamiento a la Ciudad Deportiva de Buñol. Era una mañana fría y lluviosa y, sinceramente, me esperaba caras largas teniendo en cuenta la imagen del equipo el día anterior y la situación en la tabla. Lejos de eso, encontré un ambiente distendido con bromas y risas, algo que conté sin más. Mi sorpresa fue cuando me enteré que Muñiz, el hombre tranquilo, decidió cerrar los entrenamientos tanto en Buñol como en el Estadio Ciutat de València, es decir, se puso nervioso y toda la difícil situación de aquel entonces la pagó el primero que pasaba por allí.

Cuestionado por ello, afirmó abiertamente que había sido porque se había publicado algo que no era verdad. De hecho, lo llevó al absurdo afirmando que se había dicho que “estábamos de cachondeo”, algo que, como se puede leer en la noticia publicada aquel día, no es cierto. Se dijo que hubieron bromas y risas, que las hubo. Lo peor de todo, es que aquel día a pesar de lo lejos que está Buñol para la mayoría de medios (no para mí), la lluvia y el frío, no estuve sólo, como me solía pasar a menudo y tanto a mí como a mi  ‘compañero’ nos sorprendió aquel ambiente tan distendido con la que estaba cayendo y lo comentamos entre nosotros. Sin embargo él no publicó nada del asunto y, lo que es peor, negó que existieran estas risas.

Finalmente, Muñiz salió del Levante después del empate contra el Espanyol que acercaba al abismo de los puestos de descenso. Yo he cambiado de medio (nada tuvo que ver este ‘percance’ con Muñiz, algo que también me preguntan mucho y también aprovecho para aclarar). Desde estas líneas solo quiero desearle al técnico asturiano lo mejor, ya que le tengo un gran aprecio, tanto en lo personal como en lo profesional pero también quiero contar mi versión para que quede bien clara.

La vida sigue y un servidor continuará yendo a Buñol para contar lo que allí ocurra, lo bueno y lo menos bueno, porque creo que es lo que la afición del Levante se merece.

 

0

Las tres estrellas del Levante que serán objeto de deseo en el próximo mercado de fichajes

Comienza la actividad en los despachos de los equipos de Primera División, sobre todo en los de aquellos que ya tienen el objetivo cumplido como es el caso del Levante. El conjunto granota tratará de mantener a sus principales figuras, si bien no será una tarea fácil debido al buen rendimiento de algunos de ellos. 

Uno de los jugadores con mejor cartel es Jefferson Lerma. El colombiano ha explotado definitivamente la presente temporada y, salvo sorpresa  mayúscula, estará presente en el próximo Mundial de Rusia en verano. La cláusula de rescisión del futbolista cafetero es de 30 millones de euros. Además, el Levante le trasladó hace unos meses una oferta de renovación con una mejora de salario con una cláusula de 50 millones. Hasta el momento, no ha obtenido respuesta.

La recta final de temporada de José Luis Morales está siendo sencillamente brillante. Al igual que el equipo, El Comandante empezó muy bien la presente campaña, luego pasó por un bache y ahora vuelve a estar a un nivel sublime. Su cláusula de rescisión es de 20 millones por lo que no parece sencillo que nadie venga a llevarse a uno de los capitanes del equipo que se encuentra totalmente integrado en el club y en la ciudad. Además, el club también trata de atar todavía más a uno de sus estandartes por lo que podría anunciar una nueva renovación del ’11’.

Por último, pero no menos importante, nos encontramos con Enis Bardhi. El inicio de temporada del macedonio fue una auténtica locura con un 100% de efectividad en el lanzamiento de faltas, tanto en pretemporada como en las primeras jornadas de Liga. Sin embargo, su estrella se fue apagando y llegó a pasarse una vuelta entera sin ser titular, algo que ahora, con la llegada de Paco López, ha cambiado. Bardhi no sólo ha regresado al equipo titular, sino que realizó dos partidos brillantes tanto en San Mamés (con dos goles de falta) como en casa contra el Sevilla. Su cláusula también es alta, 25 millones, por lo que el club vuelve a tenerlo bien atado.

Lo que está claro es que si el Levante quiere crecer, tiene que tratar de mantener a sus primeras espadas, si bien es cierto que será complicado con todos ellos. El que más opciones tiene de salir, siempre y cuando llegue una oferta importante, es Jefferson Lerma, más aún si llega a jugar en el Mundial, el mejor escaparate posible.

0

Lo de Carmelo del Pozo ha sido raro, raro, raro

Me podéis llamar malpensado, o que veo cosas donde no las hay, pero en el ‘caso Carmelo del Pozo’ todo, absolutamente todo, me ha parecido bastante raro desde el inicio hasta su desenlace final con el ya ex secretario técnico granota de camino a La Coruña para enrolarse en el nuevo proyecto del Deportivo de la Coruña.

Si analizamos todo por orden cronológico nos iremos dando cuenta que las informaciones que han ido apareciendo en la prensa y lo que nos han ido contando desde Coruña no coincidía. La temporada en el Levante en general y en la secretaría técnica en particular no ha sido nada sencilla, eso está claro. Tito y Carmelo fueron los artífices del ascenso la temporada pasada, confeccionando un equipo muy potente que se paseó por la división de plata del fútbol español con Muñiz liderando desde el banquillo.

Este año el equipo ha sufrido mucho y en verano se hizo una plantilla que, después de todo, ha demostrado ser mejor de lo que a algunos pudiera parecer. Pero no debemos obviar el hecho de que se pinchó en la delantera y en el centro de la zaga ya que no llegaron ni el delantero ‘top’ que se estuvo buscando ni el central de jerarquía que se prometió.

La situación llegó a ser tan crítica que incluso se optó por un cambio en el banquillo. Muñiz fue cesado y a Paco López le llegó una oportunidad que ha sabido aprovechar a la perfección. Con la permanencia lograda, incluso antes,  comienzan los rumores de una posible salida de Carmelo del Levante, algo que en principio, sorprende. Más aún cuando su más que posible destino era el máximo rival en la lucha por la permanencia, el Deportivo de la Coruña.

En los últimos días aparece la noticia de que el Levante no dejará salir gratis a su secretario técnico y que el Dépor (o Carmelo) deberán abonar la cantidad de 500.000€ para obtener la libertad ya que todavía le quedaba un año de contrato. Poco después esa cifra desciende a 250.000€ y finalmente, Carmelo se desvincula pagando de su bolsillo 150.000€.

Por si no fuera todo bastante raro y después de que Muñiz haya sido ‘su’ entrenador en su etapa como granota (teniendo poco menos que en el ostracismo a varios jugadores fichados esta temporada como Langerak, Lukic, Cabaco o incluso Bardhi durante muchas jornadas) resulta que el primer nombre que aparece para convertirse en el entrenador del Dépor de Carmelo no es otro que el entrenador asturiano.

Ahora le toca mover ficha a Tito, que no sabemos si cogerá las riendas de la secretaría técnica del Levante o si buscará un segundo como era Carmelo. Lo que está claro es que algo no cuadra en todo este asunto. Veremos cual será el próximo capítulo.

0

¿Peligra la plaza del Levante FS en la LNFS?

Esta vez parece que va en serio. El Levante UD ha recibido el comunicado  en el que se le insta a encontrar un pabellón que reúna los requisitos de la LNFS, algo que el Pabellón del Cabanyal no cumple. Es por ello que el club granota ya trabaja a destajo en la búsqueda de una solución antes del próximo 28 de junio, fecha límite para formalizar la inscripción de la sección granota en la máxima categoría del fútbol sala español. 

El problema principal radica en que el actual pabellón no reúne los requisitos mínimos que exige la liga en lo que respecta a retransmisiones televisivas, principal fuente de ingresos como pasa en el fútbol. Las opciones son varias, aunque por unos motivos u otros se han ido cayendo. La Fonteta parece ser terreno privado del Valencia Básket, a pesar de ser municipal, por lo que el Levante busca alternativas. Una de las que más fuerza ha ido cobrando en las últimas horas ha sido el Pabellón Universitario, con capacidad para 1.800 espectadores y que podría ser una solución al menos para los partidos que tuvieran que ser televisados, alternándose con el Cabannyal.

El Levante FS ya se ha reunido con el Ayuntamiento de Valencia junto al presidente de la LNFS, el ex seleccionador Javier Lozano, en busca de una fumata blanca necesaria para todas las partes. El tiempo apremia y el proyecto de la sección depende de una solución inmediata. No en vano, el conjunto dirigido por David Madrid, que este año ha hecho soñar a la afición con la clasificación tanto para la Copa como para los playoffs, quedándose a las puertas, ya ha comenzado a reforzarse con vistas a la próxima temporada con jugadores de mucho nivel como el argentino Maxi Rescia.

Lo que está claro es que una vez se supere este difícil trámite, el futuro pasa por la construcción de un pabellón en la también futura Ciudad Deportiva de Natzaret, proyecto que, según palabras del propio alcalde Joan Ribó, será anunciado en breve y que dará cobijo a las secciones de club así como a los entrenamientos del primer equipo masculino y femenino, acercando al club a sus orígenes y sus raíces marítimas dejando a un lado sus años en Buñol.

0

Oier, el hombre que se ha ganado a todo el mundo en Orriols

Cuando el Levante fichó a Oier Olazábal no fueron pocos los que discreparon de un fichaje que llegó a ser tildado de inútil. Con Raúl Fernández realizando una temporada espectacular y con Koke Vegas, considerado el portero del futuro en el Levante UD, en el banquillo, la llegada del de Irún en el mercado de invierno de 2017 sustituyendo a Remiro que volvía de su cesión al Athletic, parecía cuanto menos un gasto absurdo.

Máxime cuando en verano fue fichado Mitch Langerak, portero internacional por Australia que llegaba para competir por el puesto con Raúl y que relegaba a Oier a un tercer plano e incluso a buscarse una salida a otro club. Al final no solo fue el australiano quien salió en el mercado de invierno de 2018 sino que además el irundarra se ha hecho con la titularidad y además ha cuajado una temporada tan excepcional que ha sorprendido a todo el mundo en Orriols. Hasta el punto que son muy pocos los que dudan de su capacidad para defender la portería del Levante.

Salió del Real Unión de Irún dirección a la cantera del Barcelona donde llegó a ser el tercer portero del primer equipo. Aquel conjunto imperial de Pep Guardiola, donde ganó todos los títulos posibles, pasó por la Real Sociedad y el Granada. Sin embargo, en ningún lado se le vio tan integrado y con el nivel que ha demostrado en el Levante. Parece que el equipo ideal para él.

Un chaval que en silencio y con su trabajo ha conseguido adelantar a todos los porteros que han pasado por el Levante en el último año y medio y que parte como indiscutible para el año que viene. Quién lo hubiera dicho aquel ya casi lejano mes de enero de 2017.

0

‘Los hombres de Paco’ para la próxima temporada

Con tres jornadas con poco en juego en lo deportivo, cobra especial interés el intentar quedar lo más arriba posible y ver quiénes serán los jugadores importantes la próxima temporada. Si nos ceñimos a lo estrictamente contractual, el Levante ya roza el overbooking para la 2018-2019. 

En principio, la portería ya estaría cubierta con tres porteros con contrato en vigor. Oier, que ha sido una de las gratas sorpresas este año, Raúl, que fue operado de la cadera una vez se confirmó la venta de Langerak (algo que no pareció gustar en el club ni en gran parte de la afición), y Koke Vegas, serían los tres guardametas del equipo. Si no se produce la salida de ninguno de ellos, no sería necesario incorporar a ningún jugador en esta posición.

En defensa el Levante cuenta con dos laterales derechos con contrato (Shaq e Iván), pretende renovar a Pedro López y le gustaría contar con Coke Andújar ya sea con una nueva cesión del Schalke o en propiedad. Lo normal sería buscar una cesión para el joven estadounidense, a poder ser en un equipo de Segunda División y afrontar la temporada con tres laterales diestros ante las dudas físicas que genera Iván López, de ahí la importancia de la renovación del veterano capitán de Torrent.

En la izquierda el tema parece resuelto con Luna y Toño con contrato y con un rendimiento bastante correcto a lo largo de la temporada del madrileño primero y del balear después. También está en la recámara el joven Aly, que Paco López conoce bien y que seguramente hará la pretemporada con el primer equipo y podría seguir y alternar con el filial sobre todo si logra el ascenso a Segunda B.

En el centro de la zaga deberían seguir Postigo (que ha renovado automáticamente por jugar 25 partidos esta temporada) y Chema. Tanto Cabaco como Róber son cedidos y regresarán a sus clubs de origen aunque en ambos casos se va a intentar que continúen en propiedad. En el caso del uruguayo, el club granota tiene una opción de compra de 2 millones de euros. Además, regresa de su cesión al Albacete el argentino Saveljich que ha sido un fijo en el club manchego y que ha realizado una buena temporada en la categoría de plata. La llegada de ese central de experiencia en la Liga y jerarquía, que prometió la secretaría técnica el verano pasado, provocaría alguna salida.

En el centro del campo deberían ser fijos Morales, Campaña, Ivi, Bardhi, Doukouré y Lerma. Todos están vinculados al Levante aunque en el caso del colombiano no van a faltar ofertas y podría ser uno de los jugadores por los que el club lograría una buena cantidad de dinero (tiene una clausula de rescisión de 30 millones de euros y contrato hasta 2020). El club está a la espera de que el centrocampista cafetero acepte la oferta de renovación con una mejora de contrato y una clausula de 50 millones pero, hasta el momento, no ha recibido respuesta. La presencia del colombiano en el próximo Mundial hace que una posible venta cobre fuerza.

También regresarán los cedidos Rubén García (que está haciendo muy buena temporada en el Sporting de Gijón y debería tener sitio), Espinosa, Verza y Samu García. Ninguno de los tres últimos lo tendrá fácil y podrían tener el cartel de transferibles. Sin olvidarse del joven de 19 años Pepelu, cedido en el Hércules, que podría ser cedido de nuevo o iría al filial dependiendo de si logra o no el ascenso a Segunda B, aunque hará la pretemporada con el primer equipo.

Un caso peliagudo es el de Jason. El gallego, con contrato en vigor, no parece contento con su situación contractual y los rumores de no continuidad son grandes, tal como hiciera otro jugador granota con el que comparte representantes, Víctor Camarasa. El verano pasado el Levante rechazó alguna oferta de la Bundesliga por el extremo, algo que esta vez, podría verse con buenos ojos. Por último, a la espera de confirmación, Rochina debería continuar en el equipo ya que parece que su cesión de esta temporada es un traspaso encubierto que incluiría un contrato de 3 o 4 temporadas.

La delantera está perfilada a la espera de ese jugador ‘top’ que no pudo lograrse el verano pasado. Roger, recuperado de su grave lesión, debe tener un sitio y podría ser un jugador importante por fin en Primera División. Sadiku, que poco a poco va integrándose en el equipo y que llegó en plena pretemporada del Legia de Varsovia, debería continuar al igual que Boateng que cada día parece mejor jugador. Por tanto, faltaría ese fichaje que marque las diferencias y que tantos quebraderos de cabeza trajeron a la secretaría técnica la temporada pasada.

0

El ‘dilema’ del lateral derecho que preocupa para la próxima temporada

El Levante comienza a trabajar en la confección de la plantilla para la próxima temporada una vez se ha conseguido el objetivo de la permanencia prácticamente en la misma fecha en la que se logró el ascenso el año anterior. Uno de los puestos que más dudas genera es la posición del lateral derecho, no tanto por el rendimiento de los jugadores que ocupan esa posición, ni por el número de efectivos (es una de las mejor cubiertas en cuanto a número) sino en como proceder y tomar decisiones. 

En el club están contentos con el rendimiento de Pedro López y salvo giro inesperado, se le va a presentar una oferta de renovación. No en vano, se trata de uno de los capitanes del equipo que ha cumplido siempre que ha sido necesario y se le considera un jugador importante dentro de la plantilla por su peso en la misma y por la experiencia que aporta a un grupo bastante joven.

Respecto a Iván, que tiene contrato en vigor, existe la gran duda de las lesiones que le han lastrado a lo largo de los años. Las últimas tres temporadas se las ha pasado poco menos que en blanco y este hecho preocupa. Comenzó la temporada como un tiro, con 2 grandes actuaciones contra Villarreal y Deportivo, pero en la tercera jornada ya tuvo problemas contra el Real Madrid y cuando estaba a punto de reaparecer se rompió definitivamente y se ha perdido toda la temporada.

Una de las noticias positivas de la temporada ha sido la aparición de Shaq. El norteamericano, que ya ha sido citado con la selección absoluta de su país, está claro que necesita minutos en la élite para seguir creciendo como futbolista. La Tercera División le viene tremendamente pequeña pero parece que todavía le falta mucho para ser un fijo en Primera por lo que una cesión a un club de Segunda División sería lo ideal para él, incluso aunque el filial granota logre el ascenso a Segunda B.

Por último, pero no menos importante, está la opción Coke Andújar. El madrileño ha sido una de las claves en la permanencia del Levante en Primera División y desde su llegada se ha convertido en un fijo en las alineaciones y uno de los más queridos por la afición. Encajó a la perfección en el grupo y, a pesar de llevar solo unos meses, parece que lleve años aquí. El club va a intentar que continúe en la plantilla pero el Schalke, al que pertenece, no lo va a regalar y tocará rascarse el bolsillo.

0

Paguen los dos millones… ¡CARAJO!

Llegó prácticamente el último día del mercado estival y casi nadie por aquí lo conocía. Junto a él, Nano Mesa, delantero que la secretaría técnica del Levante UD nos trató de vender como una opción deseada, nada más lejos de la realidad. Sin embargo, Erick Cabaco, al contrario que el canario que ya salió del equipo rumbo al Sporting de Gijón, sí se ha ganado el afecto y un puesto de titular en el equipo. 

No voy a ponerme medallas porque yo soy el primero que no había oído el nombre de Erick Cabaco en mi vida y cuando se firmó su cesión procedente del Nacional sentí cierta decepción. No por  el hecho de no conocerlo, que también, sino porque se nos había dicho durante el verano que llegaría un central con experiencia en la Liga y de jerarquía algo que este joven uruguayo de 22 años que venía de jugar 20 partidos en el Nancy de la Ligue1 francesa, no cumplía.

Sin embargo, desde el primer momento en que lo vi trabajar en Buñol me pareció un jugador perfectamente válido. Es cierto que el equipo comenzó muy bien y que Chema y Postigo partían con ventaja, pero a medida que pasaban las jornadas y el equipo comenzaba a evidenciar carencias en la retaguardia uno no se explicaba como un jugador como Cabaco era la última opción para el entrenador. Llegó por fin su oportunidad en la ida de la Copa del Rey contra el Girona y el central charrúa demostró que estaba para jugar.

Tuvimos que esperar mucho, demasiado, para ver a Cabaco asentado en el 11 inicial. El propio Muñiz, al que tanto le costaba dar entrada a los nuevos fichajes llegados a última hora, se dio cuenta por fin y ha tenido continuidad con Paco López, demostrando que tiene ese carácter tan característico de los jugadores de su país. Una vez que tuve la oportunidad de charlar con él me dijo que lo único que estaba en su mano era trabajar y callarse la boca. Así lo ha hecho y nos ha convencido a todos que vemos en él el espíritu y el carácter que necesita este equipo.

Por su implicación, profesionalidad (siempre es el primero en saltar al césped de la Ciudad Deportiva para comenzar el entrenamiento) y porque ha expresado públicamente su deseo de continuar en el Levante, teniendo en cuenta que el club tiene la posibilidad de hacer efectiva la opción de compra para hacerse con el jugador en propiedad, yo no tengo dudas… ¡paguen los dos millones, CARAJO!

0

Harto del yunque de la adversidad

Vaya por delante todo mi respeto y admiración al gran Paco Gandía, quien puso de moda e hizo popular la famosa frase de “forjados en el yunque de la adversidad” en referencia al Levante UD, club de sus amores y de los nuestros. Sin embargo, creo que ya ha llegado la hora de quitarnos de encima ese pesimismo, ese derrotismo y esa forma de afrontar la realidad que muchas veces juega en contra de los granotas.

El Levante ha sufrido mucho esta temporada para lograr su objetivo principal, la permanencia en Primera División, nuestra Champions particular. Pero hoy, 29 de abril de 2018 (cuando se cumple exactamente un año del ascenso), la hemos certificado con tres jornadas de antelación. Y muchas han sido las causas por las que considero que este equipo, que ahora resulta que no era tan malo, ha padecido tanto.

Uno de los motivos principales que veníamos advirtiendo algunos de los que acudíamos a diario a los entrenamientos de Buñol es que los jugadores tenían un bloqueo mental y emocional muy grande. Falta de experiencia de la gran mayoría de ellos que sufrían mucho sobre todo en casa por esa responsabilidad y ese querer agradar a la afición.

Incluso con la llegada de Paco y de las victorias, todavía muchos decían que esto no estaba hecho, que el Dépor iba a reaccionar, que ya nos pasó algo parecido el año de Schuster… Esta forma de afrontar la realidad, como decía antes, juega en nuestra contra y tenemos que cambiar el chip de una vez por todas para crecer. Como decía Paco Gandía, estamos FORJADOS en el yunque de la adversidad, pero como también dice el lema del club, tenemos un futuro por conquistar. Está en nuestras manos mantener la humildad, los pies en la tierra, pero también dar un paso adelante y CRECER. No lo conseguiremos si seguimos pensando que todos son mejores que nosotros y que seguro que si algo malo puede pasar, pasará.

Este equipo ha demostrado que en cuanto se ha librado de ese yunque, de ese pesimismo, de jugar atenazado, puede vencer a cualquiera y ha firmado un final de temporada con unos números de Champions codeándose con los mejores de la Liga. El papel psicológico juega un papel fundamental en el fútbol y en la vida y es algo en lo que los granotas debemos mejorar.

Mi más sincera enhorabuena a todos los que han creído en este equipo y también a los que no, porque todos estamos en el mismo barco y seguiremos pase lo que pase.

0

La afición a disfrutar, la dirección deportiva a planificar la 2018-2019

Desde que acabó el partido de anoche en el Ciutat de València, los teléfonos de los granotas echan humo. Llamadas, whatsapp, largas conversaciones… y todas con un tono de ilusión y con brillo en los ojos. Este equipo, aunque tarde, por fin nos está haciendo disfrutar. Lo de ayer fue simplemente grandioso. 

Y eso que la tarde comenzó muy rara. Un sol y calor abrasador durante todo el día y de repente truenos y varios chaparrones que nos pillaban a todos por sorpresa. Era el presagio de lo que se le venía encima al Sevilla que, dicho sea de paso, se jugaba incluso más que un Levante que estaba virtualmente salvado. Pero el conjunto de Paco está ‘on fire’ y ahora mismo parece que le da igual el rival que se le ponga por delante (6 victorias en 8 partidos con una única derrota en el Wanda Metropolitano contra el Atlético de Madrid).

La afición se frotaba los ojos después de la exhibición en San Mamés y anoche incluso se animó a hacer la ola cuando el equipo ganaba por la mínima (2-1) al finalista de Copa del Rey. Hay tantas ganas de disfrutar después de un año tan sufrido y con tan poco fútbol que no importaba si era arriesgado. Campaña, Lukic, Bardhi, Morales, Coke, Róber… imposible elegir a uno por encima del resto. No estaba Lerma, pero Sasa se encargó de que muchos  no nos acordáramos del colombiano completando una actuación memorable.

Quedan 3 jornadas para la finalización del campeonato y resulta que el Levante, que sumaba 21 puntos cuando Muñiz fue destituido, tiene 40 (Paco habló de llegar a los 38 para lograr la permanencia). Impresionante. A lo tonto el conjunto granota no solo va a ganar ‘La Liga de los 4’ sino que ahora mismo ha superado a Espanyol y Athletic Club en la tabla (con un partido más eso sí) y se coloca a tiro de piedra de Alavés, Éibar…

Después del partido, con la lógica felicidad de haber logrado el objetivo, muchos nos preguntábamos que hubiera sido de este equipo con un entrenador como Paco desde el inicio de temporada o si el cese de Muñiz se hubiera producido antes. El séptimo puesto este año va a ser uno de los más baratos de la historia, con un Sevilla que ahora mismo suma 48 puntos (8 más que los granotas).

Pero debemos tener los pies en la tierra. La afición debe disfrutar del momento. Faltan 3 jornadas para buscar quedar lo más arriba posible y para demostrar a España que esta plantilla era mucho mejor de lo que algunos pensaban. Sin embargo, al igual que la temporada pasada, la secretaría técnica tiene desde hoy que ponerse a trabajar en la confección de la plantilla de la 2018-2019. El año pasado se logró el ascenso un 29 de abril, este año se ha logrado la permanencia un 27 del mismo mes y no podemos caer en los errores del pasado.

Lo primero que hay que hacer oficial, por supuesto, es la continuidad de Paco López en el banquillo del primer equipo para la 2018-2019. Lo segundo, hacer todo lo posible para que jugadores cedidos como Coke, Cabaco, Róber o Lukic continúen en la plantilla ya que da la impresión que van a ser grandes futbolistas. Lo tercero, traer los dos fichajes prometidos el verano pasado: un delantero que marque las diferencias y un central de jerarquía. A por ello.

 

0